domingo, 10 de agosto de 2014

Las Tortugas Ninja-Parte 1

Aprovechando la cercanía del estreno de su nueva versión live-action, me he decidido hacer un breve recuento de la trayectoria del cuarteto de quelonios más queridos del mundo, recordados principalmente por su versión animada de finales de los ochenta, la cual a diferencia de muchas otras series de la misma época, no se basaba en una línea de juguetes, sino más bien en unos oscuros y violentos cómics independientes, que inesperadamente marcaron el inicio de una franquicia rentable y exitosa, a pesar de su inusual premisa.
El concepto original de Las Tortugas Ninja surgió a raíz de un dibujo cómico realizado por Kevin Eastman durante una tormenta de ideas con Peter Laird que representaba una pequeña tortuga con una máscara de ninja y nunchakus, el cual resultó muy divertido para ambos artistas a causa del marcado contraste entre la lentitud de las tortugas con la agilidad que requieren las artes marciales.
                                                                            Los dos diseños originales 

 Poco a poco, esta idea fue desarrollándose como una especie de parodia de la obra de Frank Miller (principalmente Ronin y su participación en Daredevil: De hecho, el grupo de enemigos más conocidos de las tortugas, el Clan del Pie son una parodia de un grupo de villanos de Daredevil, La Mano) aunque poco a poco se volvió una obra completamente independiente de sus influencias. Gracias a un préstamo del tío de Eastman y un reembolso de impuestos, ambos artistas fundaron su propia compañía de cómics, Mirage Studios, publicando el primer número con las aventuras de los quelonios en Mayo de 1984.
                                                                               Portada del primer comic.
Pero no fue sino hasta 1986, cuando el agente de licencias Mark Freedman se reunió con los dos creadores de las Tortugas Ninja para proponerles mayores oportunidades de comercializar su creación que dicha franquicia empezó a adquirir una mayor fama y reconocimiento gracias a la creación de juegos, figuras de acción, y finalmente un especial animado de cinco partes, el cual terminó convirtiéndose en una serie de fama mundial.
La serie de 1987

La versión más conocida de la franquicia, realizada por Fred Wolf y animada por la Toei, que adaptó la historia al formato de las series de la época, cambiando por completo la historia de los cómics originales, así como también sus personalidades, dándoles un enfoque mucho más cómico y amable. Muchos de los elementos añadidos en esta animación fueron incluidos en posteriores versiones de la franquicia (Como que los protagonistas usasen máscaras de diferente color, la frase “Cowabunga” o que las tortugas comieran pizza) La serie tuvo tan buena acogida que duró hasta 1996 (fecha en la que los Power Rangers empezaron a acaparar los gustos del público infantil) siendo realizados 193 episodios en total.

Cabe decir que a partir de su octava temporada, comúnmente referida por los fanáticos como “Los episodios del Cielo Rojo” (Porque en dichos capítulos el firmamento siempre mantenía dicho color) la trama se volvió más oscura y seria (al menos en comparación con lo anteriormente visto) y el diseños de los 4 protagonistas cambió,mostrando una expresión de enojo constante en su mirada.

La película de los años 90

La primera adaptación en imagen viva de los populares quelonios, que para su trama mezcló elementos del cómic original con elementos de la caricatura ochentera, la cual fue un gran éxito de taquilla. A pesar de que en su momento recibió críticas mixtas, esta versión se ha convertido en una de las favoritas de los seguidores de la franquicia por su acertada mezcla de humor y seriedad, así como sus muy bien logrados efectos especiales (cortesía de Jim Henson's Creature Shop) Según Henson (quien moriría el mismo año del estreno de esta película) el trabajo que hizo para esta película fue el más avanzado que alguna vez hubiese hecho. La película también tiene su versión en cómic, hecha por Kevin Eastman y Peter Laird.

  Teenage Mutant Ninja Turtles II: The Secret of the Ooze

El gran éxito de taquilla de la primera película permitió que tan solamente un año después saliera una secuela, de carácter algo más “luminoso” y menos serio (debido a que hubo quienes criticaron la “violencia” del primer filme) Aunque fue un gran éxito comercial, recibió malas críticas y los propios seguidores de la franquicia están un tanto divididos con respecto a sus opiniones sobre esta secuela (A diferencia del primer filme, que es un gran favorito de los fans.)

  Teenage Mutant Ninja Turtles III

El tercer largometraje de las Tortugas Ninja, y el peor recibido hasta la fecha, tanto por los críticos como por los fans. Un aspecto que jugó en su contra es la bajada de calidad de los efectos especiales, que a diferencia de las primeras dos entregas no fueron hechos por Jim Henson's Creature Shop, sino All Effects, además de la falta de los villanos establecidos (Como Shredder o Kraang)

 “Esta película no solamente está dirigida a niños pequeños, sino que podría haber sido escrita por uno de ellos”.- James Berardinelli 

Pese a todo, la película tuvo (una vez más) éxito en taquilla, aunque no habrían más largometrajes de los quelonios hasta el año 2007.
  Las ovas anime

Absurdas animaciones pensadas exclusivamente para el mercado japonés luego de haber finalizado la transmisión del doblaje de la serie de 1987 (que sólo se realizó hasta el episodio 102) Mientras que la primera ova convertía al cuarteto de quelonios en una suerte de versión reptilea del Capitán Falcón capaces de fusionarse en un robot gigante, la segunda les daba a cada uno de ellos una armadura temática estilo Saint Seiya o Shurato, dejando bien en claro que la única justificación de semejante despropósito es vender más mercadería y juguetes.

Bueno…Miren el lado bueno. Al menos a los japoneses no se les ocurrió hacer un manga tipo Kiss Players con las Tortugas Ninja. La primera ova también tiene su propia versión manga de tres volúmenes.
  Ninja Turtles:The Next mutation


Por un giro irónico del destino, durante el período en que la franquicia estuvo en su punto más bajo de popularidad(a mediados de los noventa), y tan solamente un año después de haber finalizado la caricatura original, fue precisamente Saban, la compañía responsable de distribuir Los Power Ranger ( El más duro competidor en audiencia de las Tortugas Ninja, llevándola prácticamente a su finalización con los episodios del “Cielo Rojo”) quien se encargó de hacer una nueva serie de estos personajes, aunque tomándose más de una libertad: Por ejemplo, en esta serie no salían ni April, ni Casey, y tenían unos villanos completamente distintos… (Aunque Shredder si llegó a salir en algunos episodios…) Ah, se me olvidaba, también incluía una nueva integrante al equipo de las Tortugas: Mei Pieh Chi, más conocida como Venus de Milo, el personaje más controversial hasta la fecha de toda la historia de las Tortugas Ninja desde su creación en 1984. Al respecto, el propio Peter Laird escribió lo siguiente en su blog:



A lo largo de los años, no he mantenido en secreto mi desagrado por lo que yo considero como débiles, fáciles, creativamente fallidas ideas que pueden ser resumidas así: “¡Si CUATRO Tortugas Ninjas son buenas, entonces CINCO (O más) Tortugas Ninjas DEBEN ser mejor!” En gran medida, esta estúpida mentalidad llevó a la creación del execrable personaje “Venus de Milo” en la afortunadamente corta serie live-action.”

De todas maneras, esta nueva serie no tuvo buena acogida, y fue cancelada luego de su primera temporada. No se precisa si la razón de esta cancelación fue por un bajo nivel de audiencia o por el costo de producción, pero se sabe que si había una segunda temporada planificada, en la que supuestamente April y Casey reaparecerían.

 

No hay comentarios: