viernes, 5 de marzo de 2010

Documentales animados



En el año 1999, una sorprendente serie documental producida para la cadena BBC y con la narración de Kenneth Branagh impresionó al mundo entero por su uso de los gráficos generados por computadora: Esta era “Caminando con Dinosaurios”, cuyos gráficos fotorealistas dejaban atrás a todo lo que se hubiese visto antes por televisión (Y también en cine…) recreando con suma perfección el mundo prehistórico, en el cual el nivel de detalle todavía sorprende e impresiona.
Sin embargo, el único mérito de esta serie no era solamente el atractivo visual, sino también su narrativa dinámica y ágil, que no dudaba en hacer una representación del mundo primitivo de forma tan realista que en más de una ocasión resultaba cruel y explícita (Aunque en el Perú la serie fue transmitida completa por el canal América, en Estados Unidos algunas escenas fueron omitidas por su violencia durante su primera emisión)


Esta serie pionera abrió camino a otras de corte similar que vinieron después, y también abrió a los cineastas un mundo nuevo de posibilidades que podía ser alcanzadas por la tecnología.
Tan sólo un año después de la emisión de “Caminando con Dinosaurios” la Disney estrenó la visualmente espectacular “Dinosaurio” un filme animado que a pesar de sus impresionantes imágenes, fallaba al momento de contar su historia, la cual se tornaba pesada y aburrida en más de una ocasión, además de recurrir a clichés y lugares comunes propios del cine infantil.


Por su parte, en el año 20003, el canal Discovery presentó una ambiciosa producción hecha enteramente con gráficos por computadora, “Dinosaur Planet”, la cual estaba dirigida a un público de menor edad, por lo no alcanzaba el mismo realismo y crudeza de “Caminando con Dinosaurios”.


A "Caminando con Dinosaurios", le siguieron otras series similares, como “Caminando con Bestias” (Que contaba lo que fue del mundo después de la extinción de los dinosaurios) “Caminando con monstruos” y “Perseguido por Dinosaurios”, todas ellas enfocadas en el mundo prehistórico, y también narradas elegantemente por Branagh.




Pero, además de estas series, existen otras series que van más allá, entrando al campo de la ciencia ficción, aunque siempre desde un punto de vista científico: La primera de esta es “The Future is Wild”, una serie que nos muestra una sorprendente gama de seres que poblarían el mundo en un futuro hipotético en el cual los humanos habrían dejado la tierra.
Las especies presentadas en esta serie resultan fascinantes y maravillosas, pero también verosímiles, por lo que la existencia y posterior evolución de estos seres no resulta descabellada ni tirada de los cabellos.

Quizá el único punto criticable sería no dar una explicación muy clara de la ausencia de los humanos en la tierra, ni tampoco tomar en cuenta el rol de la actividad humana en la evolución de las especies. Sin embargo, aún así, el trabajo de esta serie es notable, y merece ser tomado en cuenta.
Mi especie favorita: el Carakiller


Esta serie tuvo eventualmente una versión infantil, desarrollada para el canal Discovery Kids.

Otro especial que aborda la temática de la evolución especulativa es “Planeta Alien”, la serie que sigue la vida de las especies de otro planeta, comparándolas con las especies de la tierra, los cuales eran analizados por unos robots exploradores, los cuales eventualmente desaparecían o eran destruidas por algunas de las especies que habitaban el planeta ficticio, Darwin Iv. Los que hayan tenido la oportunidad de ver este especial descubrirán más de una inspiración que tuvo James Cameron para la creación del planeta Pandora en Avatar.




Por último, me gustaría mencionar a la película televisiva “Ocean Odessey”, acerca de la vida marina.



Cada uno de estos trabajos resulta impresionante tanto en lo visual como en el plano narrativo, tirando abajo aquel viejo concepto de que los “documentales son aburridos”, combinando el espectáculo para los ojos, con una trama interesante y altamente educativa…
Atrás quedó el tiempo en el que se hacían películas sobre dinosaurios y otros seres primitivos en stop-motion…Aunque a mí me siguen pareciendo muy interesantes.


1 comentario:

Miquel Díaz dijo...

Recuerdo un par más de este tipo de documentales, no sé los títulos porque Televisión española se los cambió y añadió unos innecesarios comentarios de científicos locales para hacerlos pasar por co-producciones propias:

Uno era de antropología, muy bueno, y trataba sobre la evolución de los simios hasta convertirse en humanos.

El otro era de Cryptozoología, es decir, animales mitológicos... Pero ya me pareció exageradamente fantástico, y eso que soy la única persona que conozco que encontró interesante Wild Future.